NUESTRA HISTORIA

Esperamos que estos testimonios sean
inspiradores y te sirvan de ánimo.

Historias

Miles de mujeres de habla hispana se reúnen con cada estudio bíblico a estudiar juntas la Palabra de Dios. En ADG tenemos grupos locales en toda América Latina y grupos online que unen a mujeres a través de todo el mundo. Allí donde hay mujeres que hablan español, así sean pequeños grupos, ADG está presente para ofrecer nuestros recursos de manera gratuita. Desde los cafetales colombianos a las grandes metrópolis mexicanas. Desde las selvas de Venezuela a la Patagonia argentina, mujeres se juntan no solo a estudiar la Biblia, sino a formar comunidades de apoyo en las que nutrirse y crecer en su vida espiritual. No solamente ayudamos a mujeres en su crecimiento espiritual, sino que ofrecemos también grupos para chicas jóvenes y materiales para niños, adolescentes y escuela dominical.

Guisette Hurtado
Sídney, Australia

Cuando entregué mi corazón a Jesús en el año 2002 no sabía que me esperaba un gran desafío, me encontré con dos niños menores de 5 años en un país a miles de kilómetros de donde estaba mi familia. Así que asistir a la iglesia era una manera de mantenerme sana en medio del nuevo desafío.

Solía congregarme en una iglesia muy grande y en ocasiones era difícil encontrarse con las mismas personas en el mismo servicio, en las reuniones de mujeres te recomendaban que fueras a casa y leyeras tu Biblia que cambiaría tu vida, pero no existía una indicación clara de cómo hacerlo o por dónde empezar, me preguntaba si debería usar el método de “al Azar” (mueva las hojas, cierre los ojos y abra sin mirar y esa era la porción que debía leer).

Al ver que eso realmente no estaba funcionando un día después de la predica de la reunión de mujeres hace más de 8 años, decidí hacer una búsqueda en Google, escribí en ingles Estudios Bíblicos para mujeres ¿como hacerlos? y después de dos búsquedas me encontré con Love God Greatly, me atrajo el hecho de que me invitaban a hacer un estudio Bíblico para mujeres así no tuviese experiencia, me invitaba a hacerlo desde la comodidad de mi hogar y además era gratis, así que todas las casillas tenían un signo de aprobación de mi parte, la semana que siguió empezaba el estudio de Colosenses, fui agregada al grupo internacional y allí tuve el honor de conocer a mi gran amiga y mentora Edurne Mencia, con quien no solo entable una amistad para la eternidad pero de la cual aprendí tanto.

Envié un mensaje a Edurne ofreciéndole que si necesitaba ayuda para traducir estaba dispuesta ya que me animé a abrir un grupo para leer y llevar los estudios con mis amigas del colegio y algunas familiares, yo estaba allí llevando el estudio y ofreciendo mi facilidad con el idioma sin saber que Dios cambiaria mi vida radicalmente, serví en un grupo con 15 mujeres la primera vez y con el tiempo con mi amiga y mentora Edurne manejábamos todo el ministerio en español. Edurne está ahora en la presencia del Señor y sus enseñanzas y liderazgo me han movido de mi zona de confort y por gracia de Dios soy la encargada del ministerio en español.

El Señor me restauro y me dio un nuevo propósito por medio de Su Palabra y por medio de una comunidad de mujeres que no solo están al otro lado del mundo físicamente pero que en sus corazones estamos cerca, me ha ensenado a valorar el tiempo con Dios y a crecer en el conocimiento de la Palabra de Dios, en este momento somos más de 100 voluntarias en el área hispana con más de 400 líderes a nivel España, México, Y Latino América y sabemos que el Señor tiene mas no solo para nosotras sino para cada mujer que necesite conectarse con la bendición de la disciplina de la lectura diaria de la Palabra de Dios.

Silvia Sánchez de Salazar
Monterrey – México

Soy Silvia Sánchez de Salazar, soy de México. Inicié en ADG desde el segundo estudio que se traducía al español. Llegué como muchas, a través del blog de Edurne Mencía. Tenía años caminando con el Señor, pero este tiempo, El comenzó a despertar una gran hambre en mi corazón, y un deseo de ser más ordenada y meticulosa en el estudio de la palabra. Conocía muchas cosas de la Biblia, pero faltaban argumentos al querer compartir a Cristo y presentar defensa de mi fe. Además, el edificar la vida de las mujeres había comenzado a hacerse una gran necesidad en mi corazón.

¿Qué sucedió luego de iniciar mi primer estudio? que mi relación con el Señor cambió tremendamente. Vino un nuevo entendimiento, la Escritura se abrió ante mis ojos, el Espíritu Santo empezó a llevarme de la mano, antes era lectora ávida pero desordenada, esta vez, todo iba siendo conectado, comenzó a tomar sentido y ubicación. Estaba leyendo libros completos de la Biblia y a medida que esto pasaba, mi corazón era quebrado, expuesto, las defensas o justificantes derribadas y la palabra día a día me confrontaba.

Después de luchar contra lo que las redes sociales eran para mí, hoy soy parte del Equipo de Liderazgo, y por la gracia del Señor colaboro animando y enseñando mujeres, procurando acercarlas al Señor y ayudarles en cumplir su llamado en El.

Grethel Elías Ruiz.
Huehuetenango – Guatemala

Mi Nombre es Grethel Elías Ruiz, para mí hablar de Ama a Dios Grandemente significa una sola palabra, PROPÓSITO.

Tuve la oportunidad de crecer en un hogar cristiano, sirviéndole a Dios desde muy temprano en diferentes ministerios. En el 2013 mi vida dio un giro inesperado.

Después de 16 años de matrimonio, junto mis dos hijas adolescentes mi esposo decidió dejar nuestra casa. Devastador para mí, y con mucho dolor por encontrarme en medio de una situación que nunca imagine vivir.

Fue allí donde la necesidad y deseo de estudiar la Palabra de Dios me animo a buscar en el internet “Estudios Bíblicos para mujeres”. Justo esas fueron las palabras que teclee y Dios me llevó a Ama a Dios grandemente. Desde el primer estudio Dios hablo a mi necesidad y me llevo a conocer mujeres maravillosas.

En algún momento creía que no podría servirle en el ministerio de mujeres, porque no era el mejor ejemplo de estabilidad matrimonial. Pero El Señor me mostró que tenía no solo una gran responsabilidad de ser ejemplo para mis hijas de cómo llevar una vida a través de la Fe y de servicio a Dios, sino con mujeres que en algún momento estarían pasando por la misma situación.

“Mujeres ayudando a otras mujeres a amar a Dios grandemente en sus vidas” se convirtió una realidad para mí, Dios me ha llevado a compartir de su amor, fortaleza y sostén, y sobre todo a nunca dejar de confiar.

Hoy Dios me ha dado el enorme privilegio de servirle en varias áreas de Ama a Dios grandemente y me ha regalado el poder ver a mis hijas sirviendo en este ministerio a la vez.

Dios no ha cambiado mis circunstancias, pero sí me ha cambiado a mí

Ama a Dios Grandemente, llego en el momento en que necesitaba escuchar y adentrarme en la palabra de Dios sobre todo en el estudio de “Eres perdonada”, el Señor me hablo y me mostro su amor, su aceptación y me restauro, todo a través de su Palabra y de su Espíritu Santo que me guio, me gusta compartir lo que amo, creo que este es un tesoro maravilloso que no es para quedarse guardado y tampoco puedo ser tan egoísta y quedármelo solo para mí, de ahí que el Señor me pone en el corazón abrir un grupo de estudio por Facebook, en el momento en que yo creí que no tenía nada para dar, las herramientas que ADG nos has proporcionado fueron imprescindibles para que yo pudiera servir desde mi trinchera, en realidad ha sido desafiante, dentro de lo sencillo que es, tiene sus retos, me di cuenta de que lo poquito que hacemos en alguna manera bendice a alguien, porque ese poquito que alguien más hace al compartir sus devocionales y al yo leerlos me llenan de esperanza y de felicidad, cada vez que leo los devocionales de mis hermanas siento que es el Señor hablándome a través de ellas, y ellas no se dan cuenta de todo lo grande y bendecida que soy yo con ellas, en Comunidad ADG, encontré no solo un grupo de hermanas, encontré mujeres tan normales, tan reales que son tan amorosas y amantes del Señor, ya no son solo las hermanas del grupo, son mis hermanas, son mis amigas y se ahora que compartimos no solo la Palabra del Señor, sino que también tenemos el apoyo en oración y en nuestras necesidades. ¡Ellos son la provisión de Dios para mi vida!

Wendy Martínez- Baja California
(Sirviendo en el equipo de Intercesión)

Con toda nuestra ilusión y pasión por Cristo, mi esposo y yo, con nuestras hijas pequeñas de 4 y 9 años, viajamos en 2007 de nuestro hogar en Hurst, Texas a Trujillo, Extremadura, para venir a colaborar en la obra de plantación de nuevas iglesias en España.

¡Ama A Dios Grandemente ha sido una herramienta preciosa para mí en este emocionante tiempo de nuestra vida en misión como familia para conectar con mujeres en especial!

Por medio de LGG en español conocí a Edurne, una misionera española en Venezuela y yo era una misionera hispanoamericana en su amada España; Fue hermoso ver cómo Dios unía propósitos y personas. Edurne, una mujer misionera extraordinaria quien respondió a mi mensaje online y me presentó los materiales y las lecturas de LGG en español.

He sentido como Dios ha usado a mis compañeras de ADG para animarme a perseverar en ser un instrumento para la Gloria de Dios para las naciones como ellas lo son.

Las postales bíblicas de Ama A Dios Grandemente y sus blogs son preciosos, los estudios simultáneos con tantas mujeres y en tantos idiomas en línea, y los recursos para niños, han sido toda una fuente maravillosa de lecturas y recursos bíblicos para compartir con mujeres aquí en nuestra amada España.

El contenido de ADG me ha ayudado a acercar a mujeres con inquietudes espirituales a conocer aspectos prácticos del evangelio basándonos en citas bíblicas y a fortalecer y crear el hábito del estudio diario en las vidas de muchas mujeres ya cristianas.

Desde Barcelona, Madrid, y hasta en pueblos pequeños como Tomelloso, y ahora en mi ciudad, Valencia. mujeres de todas edades y nacionalidades nos animamos unas a otras, semana tras semana a estudiar la Palabra de Dios y Su mensaje corre entre nosotras libremente por medio de las redes sociales!!

ADG es un ministerio que capacita a mujeres para cumplir nuestro llamado con creatividad y excelencia en equipo y en unidad. ¡A su vez nuestras experiencias fortalecen los ministerios de nuestras iglesias locales y somos bendecidas al colaborar juntas como Cuerpo de Cristo!

Angela Jolley
Valencia, España.

ÚNETE A NUESTRA COMUNIDAD

Nos unimos en amor con un solo propósito…
Amar a Dios grandemente con nuestras vidas…

Ama a Dios Grandemente comienza con un sencillo plan de lectura bíblico, pero no nos quedamos ahí. Amamos reunirnos en hogares e iglesias de manera local o conectarnos en línea con mujeres alrededor del globo.